Buenos Aires
SEGUINOS    

    Arrepentido: Clarens entregó listado de obras en las que se pagaron sobornos

    El financista de Néstor Kirchner, Ernesto Clarens, finalmente dio un paso clave para convencer al juez Claudio Bonadio que avale su acuerdo como arrepentido con el fiscal Carlos Stornelli en la causa los "cuadernos de las coimas"

    Arrepentido: Clarens entregó listado de obras en las que se pagaron sobornos

    El titular de Inverness entregó a la Justicia un pendrive con un listado de 120 obras en las que habrían existido sobreprecios y por las cuales se habrían pagado sobornos, los cuales él mismo se encargó de cobrar.  Clarens fue mencionado por algunos empresarios como el encargado de recaudar los bolsos con sobornos que le pagaban a exfuncionarios de la gestión de Néstor Kirchner y Cristina Fernández

    El financista necesita aportar información valiosa para que el convenio de arrepentimiento sea homologado por Bonadio. El primero fue dado de baja, tras lo cual el fiscal pidió allanar Inverness (la financiera que también se investiga en la causa conocida como "la ruta del dinero K"), solicitó retirar el acta de la primera declaración del arrepentido y pidió su detención, que nunca se concretó.

    En su primera indagatoria, Clarens reconoció que cambió pesos, supuestamente originados en las coimas que habrían pagado al kirchnerismo los empresarios beneficiados por la obra pública, por dólares y que se quedó con un porcentaje. Bajo el nuevo acuerdo, el arrepentido aportó información sobre los movimientos financieros del kirchnerismo. Los sospechosos viajes de Ernesto Clarens y Daniel Muñoz, investigados por la justicia uruguaya

    En ese marco, Clarens entregó a Stornelli una planilla en la que detalló 120 obras, de las cuales alrededor de 95 tenían que pagar retornos, mientras que el resto eran transparentes. Su rol era reunir el dinero del cual debía descontar el 20 por ciento de los certificados de obra que se pagaban a medida que el proyecto avanzaba.

    Clarens detalló los nombres de las compañías y hombres de negocios que habrían cometido irregularidades, algunos de los cuales se decantaban por enviar a un "representante" para pagar las coimas. Los fondos de la corrupción eran entregados al secretario privado de Kirchner, Daniel Muñoz, fallecido en 2016.

    Según las declaraciones del financista, Muñoz recibía el dinero en el departamento de la expresidenta en Recoleta y que en algunas ocasiones le pidió que los pagos se hicieran en billetes de 500 euros en lugar de en dólares.

    Compartir